Si quieres hacer las cosas mal, aprende de los bolivianos

Los bolivianos, de ser los más revoltosos de América Latina y haber ocasionado más golpes de estado y cambios de presidentes que ningún otro país en el mundo en el mismo tiempo, decidieron volverse en ejemplares demócratas, respetuosos de una constitución política que nunca leyeron ni la leerán porque la mayoría es analfabeta. El gobierno boliviano actual comenzó con aplausos y apoyo internacional, sin embargo, en un tiempo récord, ha logrado untarse de antipatía. La política es el arte de lo posible, todo lo que hicieron o no hicieron se puede corregir, pero están corriendo tras el viento. Cada segundo que pasa su situación se torna más débil y si continúan como hasta ahora, que no les quepa la menor duda de que los neocomunistas volverán al poder.
José Brechner

Si quieres hacer las cosas mal, aprende de los bolivianos

José Brechner

Los bolivianos, de ser los más revoltosos de América Latina y haber ocasionado más golpes de estado y cambios de presidentes que ningún otro país en el mundo en el mismo tiempo, decidieron volverse en ejemplares demócratas, respetuosos de una constitución política que nunca leyeron ni la leerán porque la mayoría es analfabeta.

La constitución actualmente vigente fue manufacturada en un cuartel del ejército a puertas cerradas, mientras en las calles se amontonaba la gente protestando. El documento se hizo bajo el mando y las normas de los neocomunistas seguidores de Hugo Chávez que ejercieron el poder a través del ignorante y sumiso Evo Morales. (Su sumisión lo convirtió en mega millonario y presidente totalitario durante 14 años).

Ser presidente, así sea del condominio, es algo que llena de placer y orgullo a muchos. Ser presidente de un país, así suene irrelevante como Bolivia, es más bonito.

El humilde campesino: Su Delincuencia, Don Evo Morales, tuvo que dejar Bolivia porque el país entró en cuarentena voluntaria absoluta por 21 días (adelantándose al resto de la humanidad por el coronavirus) exigiendo su renuncia, ya que el jefe de los productores de coca (Evo) pretendía quedarse en el poder indefinidamente. (Y piensa volver). La corona cayó pero el virus quedó.

Los peronistas, que son de su misma estirpe, le dieron asilo en la Argentina, pese a que penden sobre el dictador acusaciones de asesinato, más delitos de narcotráfico y enriquecimiento ilícito. Cuando lo atrapen y eso también sucederá, le espera la cadena perpetua, igual que a su vicepresidente Alvaro García Linera y sus colaboradores.

Sin embargo poco y nada hace el gobierno boliviano para exigir su entrega a la Interpol, la CIA o la DEA. Es acá donde se abre la gran incógnita sobre la actual presidente Jeanine Añez. ¿Está para poner el país en orden dentro del marco de la ley, o simplemente para disfrutar de su paso por el gobierno?

Como se ven las cosas, pareciera que hay un convenio entre el gobierno y los cómplices de Morales que siguen ejerciendo el poder, a través del congreso y los tribunales de justicia. La otra posibilidad es que los gobernantes no tienen idea de qué es lo que tienen que hacer y le tienen pavor a la turba.

Cuando se trata de preservar la libertad, independencia y soberanía de una nación todo está permitido. Nadie se va a atrever a meterse con Bolivia si se reestructura el país. Al contrario, recibirá el apoyo del mundo entero. Sin embargo todo lo que están haciendo está tan mal hecho, que en las condiciones actuales, hasta los periódicos más conservadores hablan de que en Bolivia se dio un golpe de estado que derrocó a una democracia, cuando lo acontecido es exactamente lo opuesto.

El gobierno interino, mantiene vigente la constitución ilegal, anti democrática impuesta por los neocomunistas. El congreso nacional que debió ser cerrado y sus miembros socialistas encarcelados por complicidad en el fraude electoral que armó Morales & Cia. para atornillarse en el Ejecutivo, sigue abierto.

No se sabe nada de los prófugos políticos más cercanos a Morales que se refugiaron en la embajada mexicana. La presidente interina (que llegó de pura suerte al poder) decidió postularse a la presidencia oficial, acompañada en la vicepresidencia por un millonario, políticamente mediocre, que también viene aspirando a la presidencia desde hace más de 30 años y todavía no se dio cuenta de que no es su rubro.

La embajada iraní, proveedora de armas y entrenamiento a los terroristas, narcotraficantes y militantes más aguerridos del partido de Morales, el ¨Movimiento al Socialismo¨ (MAS) continúa en el país, mientras Trump ha dado orden de bombardear sus barcos en el Golfo Pérsico si provocan a los norteamericanos. Miles de pasaportes y cédulas de identidad bolivianos fueron entregados a Hezbollah para que los usen sus asesinos viajando de turistas.

El gobierno boliviano actual comenzó con aplausos y apoyo internacional, sin embargo, en un tiempo récord, ha logrado untarse de antipatía. La política es el arte de lo posible, todo lo que hicieron o no hicieron se puede corregir, pero están corriendo tras el viento. Cada segundo que pasa su situación se torna más débil y si continúan como hasta ahora, que no les quepa la menor duda de que los neocomunistas volverán al poder.

Publicado por brechner.typepad.com May 4th, 2020

“Las opiniones aquí publicadas son responsabilidad absoluta de su autor”

www.josebrechner.com