Acusar a los jueces infames de las dictaduras de Cuba, Venezuela, Nicaragua, Ecuador y Bolivia

Se ha denunciado y probado por años que “las dictaduras del castrochavismo en las Américas usan la justicia como instrumento de persecución política para encarcelar, exiliar y asesinar la reputación de los opositores”. Poco conocidos y en general anónimos, los “jueces de las dictaduras” son elemento esencial para sostener al régimen dándole visos de legalidad, reprimiendo la oposición real y destrozando el sistema jurídico institucional del país. Son los “jueces infames” a quienes defino como “los encargados de administrar justicia que apartándose deliberadamente de sus obligaciones mínimas de probidad, imparcialidad y legalidad, subordinan sus actos y fallos a beneficio de los detentadores del poder, convirtiendo su actividad en vil prevaricato y corrupción, en crímenes que violan los derechos humanos y las libertades fundamentales”. El “juez infame” Maikel Moreno es el símbolo pero no es el único. Es urgente entender que para recuperar la democracia y terminar con las dictaduras, hay que poner en evidencia a sus “jueces infames” para que sean interna e internacionalmente procesados y sancionados. Por eso hay que saber quienes son los jueces infames, sus nombres y se verán rápidamente los beneficios que sus crímenes de lesa humanidad les brindan.